Ecología

Blog de fiona Idea guardada 39 veces
La valoración media de 96 personas es: Muy buena

3 ideas geniales para reciclar los tetrabriks

En muchos hogares nos encontramos con un brik de leche, zumo o de alguna otra bebida y seguro que más de uno nos hemos planteado la siguiente pregunta ¿podré reutilizar esto de alguna manera en mi casa? La respuesta es ¡SI! Hoy os traemos 3 ídeas muy originales que os harán pensaros dos veces si tirar esos tetrabriks o reutilizarlos.

1.  Una cesta cuadrada

Lo cierto es que este es la idea más difícil de las que os voy a mostrar y, seguramente, la que más tiempo os lleve, pero el resultado es muy interesante y bonito.  Necesitaremos un cúter, una pistola termofusible, cinta adhesiva, una regla y los briks. Más adelante puedes utilizar unos agarres que te ayuden a pegar con la termofusible. 

El primer paso en todas las ideas que os vamos a mostrar es enjuagar bien el tetabrik y secarlo. Después en esta, abriremos y cortaremos el brik en tiras del tamaño que deseemos (todas del mismo), pondremos unas cuantas en paralelo y empezaremos a entrelazarlas con otras tiras en perpendicular. Cuando tengamos la base hecha haremos unas tiras cuadradas y con la misma técnica de entrelazado conseguiremos las paredes de la cesta. 

Finalmente, cuando tenga la altura que deseamos, con la pistola de silicona pegaremos los salientes, reforzando así la estructura y cerrándola.

A partir de aquí, puedes reforzar la base con cinta adhesiva o decorarla como quieras.



2. Un monedero 

Muy sencillos, prácticos y fáciles de decorar. Además, son un mundo abierto a la creatividad.

El proceso es simple y solo necesitamos bercro y el brik como materiales imprescindibles.  Primero lo aplastamos y cortamos la base y la parte de arriba.

Hecho esto procedemos a doblarlo de forma que la parte de los laterales que vemos alrededor del frente que hemos elegido tengan el mismo tamaño, hacemos el doblez bien, marcando con las tijeras. Lo volvemos a doblar, en horizontal, dejando dos partes iguales y otra a la mitad de estas. 

Cortamos los laterales de la parte pequeña, doblamos el doblez grande hacía el lado contrario esta vez, cortamos las esquinas del lado pequeño que mira hacia el grande doblado, e introducimos ese lado en el hueco del tramo grande. Ya tendríamos los dos compartimentos del monedero y la solapa. 

Ya simplemente redondeamos los bordes de la solapa y ponemos el bercro.  Si queremos forrarlo, empapelarlo o decorarlo, colocar estos detalles y ajustarlo antes de ponerle el bercro y asegurarlo con una cinta adhesiva o fabric tape.


3.  Una cajita para regalos

Son muy fáciles de hacer, no tanto de contar.  Solo necesitáis un par de discos (pueden ser unos circulos de cartón), unas tijeras, un lápiz, un rotulador y un brik.

Coged el brik, recortad un lado y con un disco del tamaño que se indica en el vídeo dibujad el contorno en dos circulas unidos. Recórtadlos (¡sin separarlos!).

Con otro circulo, asegurándoos de tener hecha unas marcas en cruz, señalad desde el extremo de la unión de ambos círculos el principio y el fin de lo que serán las dobleces de la caja (está parte es más sencilla de ver que de contar podéis estar tranquilos). Repasad las marcas con fuerza para que las dobleces se hagan sin esfuerzo.

Arrancamos el dibujo del brik o lo cubrimos como queramos para decorarlo y listo, con un buen lazo tendremos unas cajas preciosas, que recuerda mucho a las que suelen dar en muchas tiendas de bisutería o joyerías.



3 ideas originales, ¿no os parece? esperamos ver los resultados de los que os animéis a llevarlas a la realidad. 
¿Vulnera este post tus derechos? Envía una notificación de una presunta infracción de derechos. También puedes hacerlo a través de nuestro formulario de contacto.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos

¡No te pierdas nuestra selección diaria!

Suscríbete y recibirás en tu correo nuestras mejores ideas

Suscríbete ahora