comunidades

Remedios naturales y caseros para la artrosis y la artritis

Tanto la artritis como la artrosis son dolencias muy comunes, y aunque están asociadas con la vejez ni por asomo aquejan solo en la gente mayor, sino que a mucha gente, incluso en la veintena.

Antes de entrar a desglosar una lista de remedios caseros y naturales para estas dos enfermedades, vamos a aclarar cuáles son las principales diferencias entre ambas.

Diferencia entre artritis y artrosis

La artritis y la artrosis son enfermedades relacionadas con el daño y deterioro de las articulaciones. Es por esto y por su nombre tan parecido que muchas personas las confunden. Veamos cuáles son las principales diferencias entre la artrosis y la artritis.

Aunque ambas palabras vienen del griego y contienen el mismo sufijo, que viene de arthron o sea, articulación, artritis contiene el sufijo itis, como muchas enfermedades y significa inflamación. Por ende, la artritis es una inflamación de las articulaciones.

La inflamación de las articulaciones o artritis puede tener diferentes orígenes, como por ejemplo una lesión o traumatismo, una infección o una enfermedad del sistema autoinmune que acaba dañando el propio organismo.

Por su parte la artrosis, a veces llamada osteoartritis, es un deterioro articular no acompañado de inflamación, y de ahí radica su principal diferencia.

Suele ser una enfermedad más común en las personas mayores de 60 años, pero en las mujeres se puede presentar desde aproximadamente los 45 años y está presente también en personas jóvenes.

A su vez, las posibilidades de heredabilidad de esta enfermedad son bastante altas según diversos estudios, pero la obesidad multiplica por cuatro las posibilidades de que una persona, independientemente de su sexo y edad, contraiga esta dolencia crónica y degenerativa.

Remedios naturales y caseros para la artrosis y la artritis

Una de las principales características de esta enfermedad es el fuerte dolor. Para tratar tanto los dolores propios de la artrosis como los de la artritis de manera natural te recomendamos los siguientes remedios caseros:

Infusión de cúrcuma

Por sus propiedades antiinflamatorias y antioxidantes, la infusión de cúrcuma es un gran aliado para los dolores producidos por la artrosis y la artritis.

Su preparación es muy sencilla. Simplemente deberás hervir un litro de agua con

2 cucharadas de cúrcuma rallada fresca, o si no la conseguimos en este formato 1 cucharadita de cúrcuma en polvo y 1/2 cucharadita de pimienta negra. La hervimos durante 10 minutos, la dejamos reposar y añadimos miel y limón a gusto.

Está bien ponerla en un termo para poder beberla caliente varias veces al día.

Miel y canela

La mezcla de miel y canela, conocida popularmente como santo remedio, es una mezcla que sirve para tratar un montón de cosas, entre ellas la artrosis y la artritis.

En estos casos, su uso se recomienda tanto antes de dormir como por la mañana. Simplemente mezclamos una taza de agua caliente con dos cucharadas de miel y una cucharadita de café de canela y tenemos nuestro santo remedio listo para beber.

Aceite de CBD

El aceite de CBD, el cual se extrae de algunas de las propiedades de la marihuana a nivel medicinal, ha demostrado ser muy efectivo para tratar los dolores propios de las enfermedades articulares. El uso más extendido del CBD es en aceite, aunque también está disponible en cápsulas, caramelos e incluso hasta cremas.

Remedios naturales para la artrosis en las manos y dedos

El aceite de ricino, del que ya hablamos en más de una ocasión, es un excelente antídoto para tratar los dolores de la artrosis en las manos y dedos. Es uno de los remedios naturales indicados para este tipo de dolencias.

Se puede usar tanto el aceite puro como en cremas que lo contienen. En caso de usar el aceite solo, recomendamos calentarlo un poco y aplicarlo con un paño sobre las articulaciones de las manos y dedos.

Consumir regularmente semillas de lino puede ayudar bastante a calmar los dolores de las articulaciones de las manos, ya que estas semillas contienen propiedades antiinflamatorias y el omega 3 va muy bien para reforzar el sistema inmune.

Remedios caseros para la artrosis de rodilla

Una manera de calmar los dolores de rodilla propios de la artrosis es con cataplasmas de arcilla verde. Mezclamos la arcilla, creando una masa maleable y espesa y lo añadimos a una tela de algodón o gasa y lo aplicamos sobre la rodilla.Las cápsulas de aceite de onagra son muy buenas para tratar la artrosis de rodilla, aunque también es eficiente para otros tipos de artrosis y para la artritis. La mejor manera de consumir este aceite es en cápsulas.

Este post es autoría de Ecocosas puedes ver la entrada original en

Fuente: este post proviene de Blog de ecocosas, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Etiquetas: Salud natural

Recomendamos