comunidades

Enjuague bucal por Carmen de Burgos

Seguimos una semana más colaborando con el Museo Cerralbo y la exposición Toilette. La higiene a finales del siglo XIX. Continuamos también de la mano de Carmen de Burgos, quien ya os presenté hace dos semanas (ver aquí). Esta vez os traigo un enjuague bucalútil en caso de dolor de dientes, encías inflamadas, aftas y mal aliento.

Ingredientes

Os cuento un poco el porqué de cada componente:



Imagen: Organicus

*Anís: utilizar el anís de semilla (no el estrellado). Por lo visto, las semillas de esta planta ya eran utilizadas desde el Antiguo Egipto para aliviar el dolor de dientes, por sus propiedades anestésicas, antibacterianas y antifúngicas. Las semillas también son útiles para combatir el mal aliento.

*Canela: esta especia también es utilizada desde la antigüedad para el dolor de dientes, puesto que posee efectos antiinflamatorios, analgésicos, antibacterianos, y antifúngicos.

*Clavo: otra especie más para combatir el dolor de dientes y caries, con propiedades antiinflamatorias, analgésicas, sedantes, antibacterianas, antifúngicas e incluso antivirales.

*Mirra: lo cierto es que la receta original contenía tintura de ámbar, pero este material cuesta mucho de encontrar por lo que he decidido sustituirlo por mirra. Esta resina se utiliza desde la Antigua Grecia en el tratamiento de pequeñas úlceras bucales o para la gingivitis, dada sus propiedades antiinflamatorias, analgésicas, anestésicas y antibacterianas, entre otras. En este caso he comprado la tintura hecha, ya que para extraer los extractos es frecuente utilizar alcohol a 90º y para eso hay que partir de alcohol puro apto para el consumo humano, muy difícil de conseguir en la actualidad (os lo explico a continuación).

*Vodka: aunque la receta original probablemente estaba hecha con alcohol puro destinado a la producción de bebidas alcohólicas como licores u orujos, en la actualidad la venta de este alcohol en nuestro país está muy regulada, por lo que es difícil de conseguir. Por otro lado, el alcohol de farmacia como sabéis no es apto para el consumo y sólo lo utilizaría en tinturas destinadas a uso externo. Por tanto, para preparar tinturas que van a estar en contacto con la cavidad bucal o que pueden ser consumidas es habitual utilizar vodka de al menos 40º de graduación (80 proof).

Instrucciones

1. Tintura de anís canela y clavo

*Para esta tintura la receta original utiliza alcohol a 22º, así es que lo haremos como Carmen de Burgos. Primero de todo prepararemos una solución base con esta graduación. Como el recipiente en el que voy a hacer la tintura es de 1L, en mi caso he utilizado 550 ml de vodka 40º y 450 ml de agua. Si no lo podéis medir con exactitud añadir aproximadamente la mitad de vodka y la mitad de agua (relación 1:1).



Imagen: Organicus

*Una vez lo tengamos añadiremos en un recipiente de cristal 30 gramos de anís, 12 gramos de canela en rama y 12 gramos más de clavo. Aunque en la receta original no se menciona, podéis triturar previamente en un mortero los ingredientes y añadirlos entonces al recipiente.



Imagen: Organicus

*Llenar el recipiente hasta arriba del todo con la solución de alcohol a 22º. Invertirlo una o dos veces y dejarlo reposar un rato para que las burbujas de aire suban a la superficie. Volver a rellenarlo en caso necesario.

*Cerrar el recipiente herméticamente y dejar en un sitio oscuro a temperatura ambiente durante 10-15 días (la receta original pone 8 días pero personalmente lo alargaría al menos hasta 10).

*Pasado este tiempo, filtrarel preparado y guardarlo en un reciente de cristal oscuro (o envolverlo con papel de aluminio). Para etiquetar correctamente la tintura os lo explico aquí



Imagen: Organicus

*Añadir al filtrado unas gotas de esencia de menta. La receta original pone 1 gramo pero yo pondría unas 10 gotas. Ya os aviso que yo no he añadido esto último, porque puedo vivir si el colutorio no sabe a menta. Esto en realidad sería opcional.

2. Modo de empleo

No tengo datos acerca de las dosis utilizadas por la autora de la receta, pero yo recomiendo hacer lo siguiente:

*Añadir agua a un vaso, y calentarla unos segundos (que quede templada)

*Añadir 40-60 gotas de la tintura de anís, canela y clavo, y 20 gotas más de la tintura de mirra

*Hacer gárgaras una vez al día. No prolongar los enjuagues más de dos semanas.



Imagen: Organicus

Referencias

BURGOS, C. de. Salud y belleza. Secretos de higiene y tocador. Sempere y C.ª, Valencia, 1918.

EMEA 

Como siempre, no utilicéis ningún producto que contenga algún ingrediente al cual podáis desarrollar algún tipo de respuesta alérgica. Hacer un uso responsable del producto final  y no administrarlo jamás en combinación con cualquier otro tratamiento farmacológico, ni en caso de embarazo o lactancia. No administrar tampoco a niños. En caso de duda consultar con un médico.

Fuente: este post proviene de este blog, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

¿Limpiarías tu cara con aceite?

O lo adoras o lo detestas, el método de limpieza facial basado en aceites - oil cleansing method, en inglés - parece que no entiende de término medio. Mientras que sus fieles seguidoras lo enaltecen p ...

¿Podrías reducir tu armario a 33 prendas?

Las fieles seguidoras del proyecto 333 sí pueden. Esta iniciativa ? creada por Courtney Carver en 2010 y adaptada al castellano por la alemana Valentina Thörner ? tiene como fin concienciarnos de la c ...

Etiquetas: vida sostenible

Recomendamos